Categorías
Atentados ecológicos Estepas Ríos

SOS ESCARPES DE JUSLIBOL

obras en Juslibol

ANSAR, Ecologistas en Acción, Amigos de la Tierra Aragón y Equipo Triacanthos denuncian el atentado ecológico que está teniendo lugar en Juslibol por los desmontes que se realizan en el escarpe, sin existir una evaluación previa de la obra ni autorizaciones, a pesar de ser una zona incluida en el Plan Especial del Galacho de Juslibol.

Al final de la semana pasada se vieron máquinas en el escarpe procediendo a desmontar el mismo desde la parte superior. Al parecer y por informaciones obtenidas dichas obras han sido encargadas desde la Unidad de Patrimonio Rústico perteneciente al Departamento de Contratación y Patrimonio del Ayuntamiento deZaragoza sin que los Servicios de Medio Ambiente, responsables del espacio natural del Galacho de Juslibol conozcan el proyecto ni hayan intervenido en el mismo. Por las informaciones obtenidas la obra tampoco cuenta con el informe del INAGA, imprescindible dada la importancia de este escarpe como espacio de nidificación de especies protegidas y sus diferentes figuras de protección.

Escandaloso que suceda esto en un Ayuntamiento que pretende que Zaragoza sea Capital Verde Europea 2016 y que quiere gestionar un proyecto Life europeo de promoción de los espacios naturales periurbanos.

GRUPOS ECOLOGISTAS DENUNCIAN LAS OBRAS QUE EL AYUNTAMIENTO DE ZARAGOZA ESTA REALIZANDO EN EL ESCARPE DEL GALACHO DE JUSLIBOL
ANSAR, Ecologistas en Acción, Amigos de la Tierra Aragón y Equipo Triacanthos denuncian atentado ecológico en Juslibol por desmontes en el escarpe, sin evaluación previa.
El camino de acceso al Galacho de Juslibol discurre paralelo al denominado escarpe de yesos Alfocea-Juslibol que tal como consta en el Plan Especial del Galacho de Juslibol aprobado el 28 de octubre del 2004, como resultado de un proceso de participación ciudadana, viene calificado como un Área de conservación preferente, ya que poseen elementos geomorfológicos, vegetales, faunísticos y humanos de elevado valor.
Dada la constitución de yesos de este escarpe, de forma natural se producen grietas que provocan desprendimientos. Este es un hecho que desde hace tiempo ha sido objeto de actuaciones municipales encaminadas a desviar el camino de acceso, alejándolo de dicho escarpe dada la constitución del mismo, y el proceso permanente de agrietamiento en el mismo. La última actuación tuvo lugar en febrero pasado como consecuencia de un desprendimiento provocado y que dio lugar al desvió del camino, previo acuerdo con los propietarios de una zona fuera de uso convertida en escombrera, y que se ocupó de forma provisional, con el acuerdo municipal de llegar a acuerdos de permuta o alquiler con dichos propietarios.
Estos hechos fueron comunicados en la Comisión del Galacho que tuvo lugar el 25 de marzo pasado y presidida por Jerónimo Blasco. En la misma se decía que seguía existiendo un punto de riesgo a la salida del barrio, cuyo camino da acceso no sólo al Galacho sino a determinadas fincas y que se estaba en contacto con Casa Ganaderos, propietaria de este tramo del escarpe con el fin de corresponsabilizarle del problema y buscar alternativas para este punto. En dicha comisión Jesús Maestro, como representante de los grupos ecologistas en dicha Comisión de participación ya planteó su preocupación en relación a las actuaciones que puedan realizarse en el escarpe, espacio protegido y de gran fragilidad, tal como emana del Plan Especial y Plan General y por la existencia de especies protegidas que anidan en el mismo.
´
La sorpresa se produce cuando al final de la semana pasada se vieron las maquinas en el escarpe procediendo a desmontar el mismo desde la parte superior. Al parecer y por informaciones obtenidas dichas obras han sido encargadas desde la Unidad de Patrimonio Rústico perteneciente al Departamento de Contratación y Patrimonio del Ayuntamiento sin que el Departamento de Medio Ambiente, responsable del espacio natural del Galacho de Juslibol conozca el proyecto ni haya intervenido en el mismo. Por la información recabada tampoco cuenta con informe del INAGA, imprescindible dada la importancia de este escarpe como espacio de nidificación de especies protegidas y por sus diferentes figuras de protección.
Para los grupos firmantes denunciamos dicha actuación por varios motivos.
No se trata de una actuación de urgencia, dado que precisamente acaban de finalizar las actividades educativas con escolares en el Galacho de Juslibol y el tren ya no funciona hasta la temporada de primavera en marzo. Por tanto no existe una urgencia inmediata para proceder a una actuación de este tipo sin valorar las posibles alternativas de forma que se pueda estudiar aquella que pueda ser más adecuada al tipo de materiales del escarpe y que cumpla los requerimientos que obliga las figuras de protección existentes y las normativas correspondientes.
Por todo ello desde la Asociación Naturalista de Aragón se solicitó ayer al Consejero de Medio Ambiente del Ayuntamiento Jerónimo Blasco la paralización de la obra y se ha presentado esta mañana una denuncia al Seprona.
Contrasta esta grave actuación del Ayuntamiento con la pretensión de convertir a Zaragoza en Capital Verde 2016 y en desarrollar un proyecto Life europeo sobre conservación de espacios naturales periurbanos.

4 respuestas a «SOS ESCARPES DE JUSLIBOL»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *