Barracuda

Posts archivados en la categoría Agricultura

MI HUERTO: TOMATE

11th septiembre 2007 | Agricultura,[HUERTO BARRACUDA]

tomate

Ejemplar de variedad sin determinar. Monzalbarba (Zaragoza). Septiembre, 2007

El tomate y el verano son elementos indisolubles en la huerta. Sus coloridos frutos y el aroma que desprende la planta al ser manipulada son los mejores mensajeros del estío.

Se trata de una especie de origen neotropical que precisa de unos requerimientos elevados de humedad y temperatura, pero que actualmente se cultiva intensamente por todo el mundo, tanto en invernadero como al aire libre. También se pueden ver plantas naturalizadas en graveras y orillas de ríos por las semillas arrastradas por el agua.

El tomate (Lycopersicon esculentum) pertenece a la familia de las Solanáceas (Solanaceae), por lo que está emparentado con la patata y el tabaco. A pesar de su enorme popularidad, inicialmente se lo consideraba una especie venenosa, no apta para consumo y tuvo su expansión como planta ornamental y medicinal.

flor de tomate

Flor. Monzalbarba (Zaragoza). Septiembre, 2007

Los datos apuntan a que el tomate cultivado se originó en el Nuevo Mundo ya que la especie silvestre se encuentra en una región compartida por Chile, Colombia, Ecuador, Bolivia y Perú. No obstante, la domesticación pudo tener lugar el Méjico y América Central. Allí, en lengua nahua existe el término tomatl, que es considerado origen del nombre moderno.

recolección

Recolección de tomate. Monzalbarba (Zaragoza). Septiembre, 2007

El tomate en sazón posee vitaminas y minerales, pero el componente de mayor interés es el licopeno, el pigmento que le da el color rojo y que tiene propiedades antioxidantes y, por lo tanto reduce el envejecimiento celular.

La siembra del tomate se realiza a finales de invierno o primavera, en semillero y en invernadero, con el fin de transplantar las plantitas al exterior cuando el suelo esté caldeado.

En la zona de Zaragoza el tomate se planta al aire libre desde abril o mayo para la cosecha más temprana, hasta junio o julio, para las cosechas más tardanas. Cuando alcanza cierta altura, en las variedades para consumo de mesa se pone un tutor -generalmente una caña- a cada planta para atar la mata conforme crece con el fin de que no adopte porte rastrero y evitar así que los frutos se dañen en el suelo y les ataquen los hongos favorecidos por la humedad. También requiere que se corten los brotes secundarios con el fin de que la energía de la planta se concentre en unos pocos tallos.

tomate rosa

Ejemplares de tomate variedad rosa. Monzalbarba (Zaragoza). Septiembre, 2007

Una de las plagas del tomate es la araña roja, que seca las hojas de las plantas desde abajo. Esto sucede en veranos muy secos y calurosos. Una de las técnicas ecológicas para evitar que prolifere la plaga es mantener la humedad en el suelo colocando una buena cobertura de paja y rociar las plantas por la mañana con agua fresca o con agua jabonosa (jabón potásico).

5 lectores están discutiendo el artículo

ENVENENÁNDONOS

11th septiembre 2007 | Agricultura,Contaminación química

tractor fumigando

Zaragoza, septiembre, 2007

MI HUERTO: HORCA DE DOBLE MANGO

9th septiembre 2007 | Agricultura,[HUERTO BARRACUDA]

horca de doble mango

En anteriores ocasiones, a raíz de la serie sobre mi huerto, he comentado que una de las herramientas que utilizo para cavar la tierra es la horca de doble mango. La traigo hoy aquí dada la gran utilidad que tiene.

La horca de doble mango permite cavar el suelo sin voltear la tierra excesivamente y facilita la labor del agricultor al permitirle también aprovechar el peso del cuerpo para ejercer la fuerza. La horca se clava en el suelo y con uno o los dos pies apoyados en el soporte que lleva, se introduce a fondo y luego se hace palanca. Como la labor se hace siempre por delante y el labrador va retrocediendo, el terreno labrado ya no se pisa. La empleo cuando tengo que labrar un bancal completo. Aprovecho el tempero del suelo si ha llovido, o riego el bancal, y cuando la tierra está a punto procedo a cavarla.

La de la imagen posee una anchura de unos 50cm y unos dientes de unos 25cm de profundidad y es de acero inoxidable. Está fabricada en serie, pero algunos agricultores artesanos se las construyen a su medida. Cuanto más ancha sea la herramienta más cunde el trabajo.

horca de doble mango

3 lectores están discutiendo el artículo

MEDIA VEDA: CAZA O EXPOLIO

10th agosto 2007 | Agricultura,Biodiversidad,Fauna,Paisajes,Sostenibilidad

codornices

Codornices abatidas en arroyo Horcajo, Lechón (Zaragoza). Septiembre, 2006

Hace unas semanas un buen amigo ecólogo me animó a encontrar razones, desde el posicionamiento ecologista, en la oposición frontal de un sector de la población (los ecologistas) a todo cambio de nuestro paisaje, a toda transformación brutal de la forma en que tradicionalmente se ha gestionado el territorio; una posición conservadora enfrentada a modelos innovadores y de progreso que han marcado los ritmos de avance en la evolución de la humanidad.

Ambos llegamos a la conclusión de que es un instinto ancestral del hombre en pro de la conservación de su hábitat. El mismo que debió de plantear conflictos entre los cazadores recolectores y las gentes que iniciaron la agricultura en el neolítico, que opuso a los ganaderos trashumantes a la roturación de pastizales para cultivar cebada. Un instinto que intenta evitar riesgos y no confía a ciegas en la tecnología como solución a los problemas que genera la explotación de los recursos; y no es peor que el de aquellos que confiando en la tecnología apuestan por cambios rápidos, soluciones inmediatas a la necesidad de explotar los recursos demandados por un modelo de desarrollo, no siempre ajustado a las necesidades reales de las sociedades. Concluimos la charla en el compromiso de razonar sobre la necesidad de los recursos y las posibilidades reales de restaurar los impactos que generamos al explotarlos, sobre la obligación de conservar espacios primigenios y, en base a ello, tomar decisiones racionales frente a oposiciones radicales.

Ese instinto humano, curiosamente, debe remontarse en el tiempo, al mismo que sin duda estos días llevan a tantos ciudadanos a comenzar a limpiar las escopetas, con la vista puesta en esa necesidad de cazar surgida en nuestros orígenes.

Este año no ha sido malo en las cosechas, y la fauna después de tantos años de sequía ha debido tener un respiro, que ha aprovechado para asentar poblaciones en una reproducción óptima; no hay más que salir al campo y escuchar los cantos de las codornices. Las codornices no son unos pájaros grandes, pero tienen una fortaleza tremenda, teniendo en cuenta el viaje que cada año emprenden a invernar en las tierras subsaharianas y el de retorno estival a nuestras latitudes.

Hace años que sus poblaciones no terminan de recuperarse debido a la reconversión del medio rural en su zona de cría de la Península Ibérica, con la apuesta por una agricultura intensiva, que ha promovido: concentraciones parcelarias, que modifican la diversidad del paisaje; intensificación del uso de productos fitosanitarios; abandono de rastrojos y barbechos; y en aquellos lugares en que su rentabilidad no es viable el abandono de los cultivos. También debe incidir en que cada año existan menos codornices, la presión cinegética a la que desde aquí se le sigue sometiendo antes de emprender su viaje de regreso a Africa; y otras causas que desconozco, pero que deben estar relacionadas con los cambios que el hombre ocasiona al Planeta.

El instinto de cazar, que surgió con el propio hombre cazador recolector, hoy incluso llega a ser algo propio de nuestra cultura. Entiendo el esfuerzo a renunciar de esas jornadas cinegéticas de la media veda, antes de que termine el verano, cuyas anécdotas pasan de padres a hijos, como en los clanes del Paleolítico lo eran las jornadas de caza contadas alrededor del fuego y de las que han dejado constancia en las pinturas rupestres del arte levantino, patrimonio cultural del que Teruel conserva excelentes ejemplos.

Probablemente también debiéramos razonar, sobreponiendo la lógica al instinto, sobre esa necesidad socio-cultural, que es la caza. Decidir si debe continuar manteniéndose la media veda en los Planes Cinegéticos y si especies migradoras, como codornices y tórtolas, deben continuar siendo especies cinegéticas. Llevamos varias décadas en que las poblaciones de codornices no terminan de recuperar la población que mantuvo antaño, y de la que los cazadores tienen referencias y hacen mención a ellas, en los relatos sobre las perchas que conseguían en esas jornadas vividas con sus compañeros y amigos y su imprescindible perro de muestra.

Es de todos conocido que en estos días de mediados de agosto otras muchas especies cinegéticas no han terminado de completar el ciclo reproductivo, hablo de perdices por poner un ejemplo. La frustración de que el perro no muestre codornices a veces se descarga en tirar a lo primero que vuela delante, sean especies cinegéticas en veda, o especies protegidas, y ello queda reflejado en el número de aves rapaces que por esas fechas ingresan en los Centro de Recuperación de Fauna, por heridas de perdigones.

Mis hijos no terminan de entender mi afición por salir al campo y poder todavía contemplar una naturaleza, de la que ya me habló mi abuelo, pastor en la primeras décadas del siglo veinte. Me gustaría que los comentarios de mis observaciones, que guardo en mis cuadernos de campo, pudieran ser también contrastados en el futuro por gentes capaces de ilusionarse por un paseo entre los sabinares, viejos árboles cuya longevidad supera a la del hombre, siempre que éste lo respete y no lo corte; entre la extrema aridez de los Yesares de Tortajada; o la frescura de los prados del Valle Sollavientos, donde se mantiene una interacción hombre-naturaleza, cuyo resultado es ese paisaje alomado en un valle amplio, donde el bosque ha dado paso a un prado con funciones de alimentar vacas y ovejas, también de retener la pérdida de suelo, y otros servicios ambientales.

Como en otras facetas, sintiéndonos humanos, hemos de superar los instintos animales gestados en nuestros orígenes, para afrontar la razón en las decisiones con las que enfrentarnos al futuro.

3 lectores están discutiendo el artículo


ÚLTIMOS COMENTARIOS

LO MÁS RECIENTE

LO MÁS VISITADO

Tienda Barracuda

ARTÍCULOS POR CATEGORÍAS

CALENDARIO DE ARTÍCULOS

septiembre 2020
L M X J V S D
« ago    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

ARTÍCULOS POR MESES

PÁGINAS