Barracuda

Archivos de posts de septiembre, 2006

LAGUNA DE BEZAS (TERUEL)

30th septiembre 2006 | Agua,Lagos,Paisajes

Laguna de Bezas

Laguna de Bezas. Sierra de Albarracín (Teruel). Abril, 2006

Escondida entre los pinares de rodeno y sabinares albares de la Sierra de Albarracín se encuentra la laguna de Bezas.

Se trata de una laguna de agua dulce, de unos 500m de longitud, situada a 1.235m de altitud sobre un sustrato de margas, arcillas y calizas miocenas, con abundantes depósitos de turba. El origen de la cubeta es controvertido pues unas hipótesis apuntan a un hundimiento tectónico y, otras, a efectos del glaciarismo local. Posee un indudable valor paisajístico, tanto por el cambiante colorido de la vegetación acuática según la estación, como por el pastizal y el pinar rodeno con sabina blanca que la rodean.

El nivel de agua depende de la pluviometría y en años de escasas precipitaciones se llega a secar, lo cual entra dentro de su dinámica natural. La laguna tiene su importancia ecológica por la presencia de aves acuáticas como ánades, fochas comunes y zampullines. En época de migración se han llegado a ver bandos de cigüeñas blancas, alguna cigüeña negra y limícolas. La reciente presencia de fochas morunas ha reforzado su importancia. Igualmente por el tipo de vegetación acuática.

No obstante la presión humana es muy grande pues los coches circulan por el perímetro de la laguna y las personas acceden hasta el mismo borde del agua ocasionando molestias a la fauna. Dada la fragilidad de estas zonas húmedas y el alto valor ecológico que han alcanzado, diversas voces piden que se delimiten unos itinerarios suficientemente alejados de la orilla y se preserven las zonas más sensibles.

Otro problema es la introducción de peces, como sucede con las carpas, que destruyen la vegetación del fondo, enturbian el agua y eliminan a los anfibios, creando graves problemas los años en que la laguna se seca y miles de peces mueren y se descomponen.

Laguna de Bezas

Laguna de Bezas. Sierra de Albarracín (Teruel). Abril, 2006

2 lectores están discutiendo el artículo

Peganum harmala

29th septiembre 2006 | Estepas,Flora

Peganum harmala

Ejemplar en floración. Alfocea (Zaragoza). Mayo, 2005

La alharma o gamanza es el nombre con el que se conoce en Aragón a Peganum harmala, una extraña planta que crece en ambientes ruderales y en zonas muy caldeadas, es decir sobre suelos muy nitrificados por el paso de ganado y de personas, en parajes que están expuestos al sol. En Aragón se encuentra en el Valle del Ebro y en las depresiones del Jiloca-Alfambra, en las inmediaciones de los pueblos y de las parideras de ganado.

Pertenece a la familia de las Zigofiláceas (ZIGOPHYLLACEAE) y se cree que fue traída por los árabes a la península Ibérica ya que la utilizaban para extraer un tinte rojo y también para embriagarse. Es una planta tóxica toda ella ya que posee diversos alcaloides que le confieren propiedades hipnóticas, sudoríficas y vermífugas, es decir, que elimina las lombrices intestinales.

Peganum harmala

Detalle de la flor. Alfocea (Zaragoza). Mayo, 2005

LA MUELA, BAJO SOSPECHA

29th septiembre 2006 | Atentados ecológicos,Estepas,Urbanismo

La Muela

La Muela (Zaragoza). Marzo, 2006

Por fin la prensa, de nuevo, ha retomado el caso de La Muela. Ahora se empieza a conocer un poco el trasfondo de tanto enriquecimiento. Parece que la alcaldesa anterior Mariví Pinilla ha dejado una herencia bastante envenenada. Su precipitada salida en junio, no era lógica. De todas formas, el paisaje que deja ya dice bastante de lo sucedido.

4 lectores están discutiendo el artículo

MI HUERTO: JUDÍA BUENOS AIRES ROJA

26th septiembre 2006 | Agricultura,Sostenibilidad,[HUERTO BARRACUDA]

judía Buenos Aires

Monzalbarba (Zaragoza). Septiembre, 2006

Inicio aquí una serie de artículos referidos a las prácticas agrícolas que vengo realizando en el huerto que poseo y que trabajo en los ratos libres, el cual está ubicado en Monzalbarba (Zaragoza). Las labores que realizo son totalmente a mano, a base de azada y horca de doble mango y dentro de los cánones de la agricultura ecológica. Practicar una agricultura ecológica es una labor ardua, pero no por la tarea en sí, sino por las dificultades ajenas que vienen impuestas: no estoy libre de que un vecino fumigue su campo durante una jornada de cierzo o de que la calidad del agua de riego (acequia) sea un día muy deficiente. Pero, en fin, el cultivo en sí se hace dentro de la más estricta naturalidad y exento de cualquier producto químico. Ya lo iré relatando.

Por supuesto, el aspecto de mi huerto dista bastante de lo que es un huerto convencional. Pero los productos son de una calidad muy alta. Y, al menos, se los puedes dar a comer a la familia con tranquilidad.

Hoy me referiré a la judía verde, en concreto, a una variedad de enrame o de mata alta denominada Buenos Aires roja. Habitualmente sembraba variedades de mata baja, con semillas procedentes -incluso- de cultivo ecológico, pero los resultados eran mediocres. Un día, en una tienda de semillas me hablaron de que la variedad Buenos Aires se daba bien en Zaragoza. Y este año he probado, con la intención de consumirla y también de guardar semilla para el próximo año ya que las que se comercializan están tratadas con productos químicos.

Las judías son un cultivo de verano aunque tienen unos requerimientos de temperatura muy determinados. Necesitan que el suelo esté caldeado para germinar y desarrollarse, por lo que se siembran a partir de abril en el Valle del Ebro; pero las temperaturas extremas también les perjudican pues provocan el aborto de las flores.

La siembra la realicé a finales de julio, para evitar que los calores intensos puedieran dañar la floración, y la primera recolección fue a primeros de septiembre. Desde luego, el aspecto de las judías es muy hermoso y, en el plato, saben excelentes. La siembra ha de hacerse con cuidado porque la semilla no debe encontrarse muy profunda y el suelo no ha de acortezarse, lo cual es difícil en julio. Como no se puede regar la tierra antes de que nazcan, es necesario cubrir con paja las hileras donde se ha sembrado y retirarla cuando las plantitas ya han germinado.

La judía (Phaseolus vulgaris) pertenece a la familia de la Leguminosas, una de cuyas propiedades es que aportan nitrógeno al suelo. Son plantas muy valiosas en agricultura y, en la ecológica, se aprecia bien su labor de enriquecer el suelo. Otras legumbres que me dan muy buenos resultados son las habas (Vicia faba).

4 lectores están discutiendo el artículo


ÚLTIMOS COMENTARIOS

LO MÁS RECIENTE

LO MÁS VISITADO

Tienda Barracuda

ARTÍCULOS POR CATEGORÍAS

CALENDARIO DE ARTÍCULOS

septiembre 2006
L M X J V S D
« ago   oct »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

ARTÍCULOS POR MESES

PÁGINAS