Categorías
Agua Contaminación Moluscos Ríos

MALOS TIEMPOS PARA EL RÍO EBRO

Desde hace un mes se vienen observando formaciones de espuma flotando en superficie en el río Ebro aguas arriba de Zaragoza capital, fenómeno que no parece muy natural y que puede estar afectando a la calidad del agua.

Río Ebro en La Almozara, Zaragoza © JAD/AdT

Las imágenes de los últimos días están tomadas en el Soto de Ferreruela en la partida de Monzalbarba-La Almozara, frente a Juslibol, en el TM de Zaragoza.

Río Ebro en La Almozara, Zaragoza © JAD/AdT

De tratarse de un episodio de contaminación o de baja calidad de la aguas, ello afectaría, entre otras, a las poblaciones de náyades, entre las que se encuentra Margaritifera aricularia, así como a los usos del agua para riego o consumo humano.

Río Ebro en La Almozara, Zaragoza © JAD/AdT

Diversos observadores también informan de la llegada del episodio de espumas a la capital aragonesa.

Río Ebro en Zaragoza © Archivo AdT

Desde las entidades ecologistas se ha denunciado el hecho a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) para que se investigue el origen del fenómeno y se tomen las medidas oportunas, sin que hasta ahora hayan dado respuesta desde el organimo de cuenca.

Más información se puede encontrar en el informe Ríos tóxicos (Ecologistas en Acción, 2022) donde se aportan datos de la cuenca del Ebro en pp 55 a 57.

Categorías
Biodiversidad Biología Moluscos Política y Sociedad Ríos

RECORDANDO A RAFAEL ARAUJO ARMERO

Rafael Araujo Armero © R. Álvarez

En la mañana del 27 de octubre de 2021 recibimos la triste noticia del fallecimiento del Dr. Rafael Araujo Armero, biólogo muy conocido en Aragón por su contribución al conocimiento científico y la divulgación social de los bivalvos de agua dulce autóctonos y exóticos de la cuenca del Ebro. En la sección de Obituario del diario Heraldo de Aragón del pasado 19 de noviembre se publicó una nota necrológica que fueron unas primeras palabras redactadas en su recuerdo, pero quiero agradecer al Editor de Barracuda la cesión de este espacio para realizar un recordatorio un poco más personal de la figura de Rafa, pensando sobre todo en su contribución científica y en su vinculación con Aragón.

Rafa, como le conocíamos sus amigos y colegas, era un científico de especial calidad humana y profesional. Falleció en una edad de oro para todo científico, a los 61 años, cuando la trayectoria profesional se consolida tras muchos años de experiencia, poseyendo una amplia capacidad de trabajo que desplegaba en múltiples ocupaciones. Su pérdida ha causado un hondo pesar entre sus allegados y conocidos. En mi caso, tengo la sensación de no haber aprovechado mejor la última conversación mantenida con él o no haber pasado más tiempo juntos tras unos largos meses de distanciamiento dada la actual crisis sanitaria de pandemia.

El Dr. Araujo era Conservador de Colecciones del Museo Nacional de Ciencias Naturales-Consejo Superior de Investigaciones Científicas (MNCN-CSIC) y Bibliotecario de la Junta Directiva de la Sociedad Española de Malacología (SEM). Era licenciado en Ciencias Biológicas – Especialidad de Zoología en 1984 y doctorado en esta materia en 1995 por la Universidad Complutense de Madrid. Como científico investigador estuvo adscrito al Departamento de Biodiversidad y Biología Evolutiva del MNCN-CSIC, desarrollando una importante labor en el estudio taxonómico, conservación y divulgación de los moluscos de las aguas continentales en proyectos de investigación y expediciones científicas, sobre todo de los bivalvos de agua dulce de la península ibérica, habiendo dirigido 3 tesis doctorales.

Su obra escrita abarca decenas de artículos en revistas, capítulos de libros y obras colectivas, documentales audiovisuales, informes técnicos y otras publicaciones de su especialidad científica. Esta obra puede localizarse en las páginas del CSIC, del Proyecto Fauna Ibérica y de Dialnet. Además de su labor como conservador de las colecciones de moluscos del MNCN-CSIC, también se ocupó de la Historia de la Malacología y era un afable conversador sobre otros aspectos científicos o culturales en general. Hace pocos días, el MNCN-CSIC le dedicó la pieza del mes: Margaritifera auricularia en su recuerdo, junto a su reciente libro titulado El arca de las tres llaves. Las colecciones de moluscos y otros invertebrados del Museo Nacional de Ciencias Naturales publicado en la Editorial Doce Calles.

Pero como decía al comienzo de este texto, recordando a Rafa no puedo pasar por alto algo que me resulta un poco complicado de explicar: su relación con Aragón. Y no es porque no la tuviera, sino todo lo contrario: su interés por la conservación y la defensa de los moluscos en Aragón fue una constante en su trayectoria vital, tanto profesional como personal. Pero pienso que también es oportuno reconocer abiertamente algo que algunos lectores sabrán, y es que Rafa sentía cierto pesar por no haber logrado algunas de sus metas aquí. Me refiero a la conservación óptima de las náyades autóctonas, en toda España en general, pero particularmente en Aragón, en donde dedicó buena parte de su vida científica, ya sea in situ realizando visitas o trabajos de campo, o bien mediante la investigación de laboratorio y el estudio de gabinete en el MNCN-CSIC. En este sentido, nuestras conversaciones giraban muchas veces sobre ese mismo tema de preocupación. Sé de lo que estoy escribiendo y al contar esto aquí no represento a ninguna entidad ni aludo a nadie en concreto, solo me limito a constatar un hecho que conocí en primera persona, que el propio Rafa expresó en público en varias ocasiones y sobre el que, además, no voy a emitir aquí juicios críticos de valor sobre nada ni nadie. Para esta exposición voy a referirme a tres etapas que distingo de mi recuerdo de Rafa en Aragón.

Cuando Rafa obtuvo el doctorado en 1995, con su tesis titulada “Contribución a la taxonomía y biogeografía de la familia sphaeriidae (Mollusca: Bivalvia) en la Península Ibérica y Baleares con especial referencia a la biología de P. amnicum (Muller, 1774)”, ya había realizado importantes estudios en Aragón sobre estas diminutas almejas de agua dulce denominadas “esféridos”, así como algunos estudios sobre la almeja asiática (Corbicula fluminea) que por entonces comenzaba a expandirse en la península ibérica. Podríamos considerar esos primeros años de doctorando, mientras trabajaba ya en la conservación de la Colección de Moluscos del MNCN-CSIC, en la que disponía de colecciones históricas de conchas y muestras de moluscos de Aragón, como una primera etapa de sus estudios malacológicos en Aragón dedicados a muestrear en diversos puntos de la geografía de esta comunidad autónoma, sobre todo en los ibones del Pirineo.

Rafael Araujo prospectando en el Canal Imperial de Aragón en 2019
© R. Álvarez

Pero justo a finales de 1995, ya concluida su tesis doctoral, Rafa me comunicó por carta su interés en el estudio de la náyade Margaritifera auricularia, conocida con el nombre de “margaritona” en Aragón y que también denominamos “náyade auriculada”. Su propósito era prospectar en el Canal Imperial de Aragón, donde existían varias citas históricas y, además, ya era una especie incluida en el Catálogo de Especies Amenazadas de Aragón con la categoría “de interés especial” cuando este se aprobó en 1995 (BOA nº 42, de 07/04/1995). Efectivamente, a los pocos meses, ya en 1996, Rafa y otras personas del equipo científico del MNCN-CSIC, como la Dra. María Ángeles Ramos Sánchez (Investigadora Científica del MNCN-CSIC), que fue la directora de la tesis doctoral de Rafa, no solo habían logrado recuperar el conocimiento sobre la margaritona en el Canal Imperial de Aragón, sino que además habían promovido su inclusión en el entonces Catálogo Nacional de Especies Amenazadas con la categoría de “en peligro de extinción” mediante una orden ministerial (BOE nº 217, de 07/09/1996), siendo el primer invertebrado con esa protección legal en España, y actualmente en esa misma categoría del Catálogo Español de Especies Amenazadas, pero además declarada en situación crítica mediante una orden ministerial (BOE nº 251, de 17/10/2018). Ambos científicos fueron autores del Plan de Acción para Margaritifera auricularia y Margaritifera margaritifera en Europa publicado por el Consejo de Europa en 2001.

Rafael Araujo en una jornada sobre las náyades.
Zaragoza. Noviembre, 2007 © J. A. Domínguez

A partir de entonces, podríamos referirnos a una segunda etapa aragonesa de Rafa durante los últimos años del siglo XX y primeros del siglo XXI, aproximadamente entre 1996 y 2009, que podríamos considerar más intensa en cuanto a su trabajo y dedicación científica en Aragón, si bien mantenía desarrollando su labor en toda España y en otros países. Rafa fue todo un referente científico a escala nacional, europea e internacional sobre la especie M. auricularia, como atestigua su obra publicada; pero sobre todo fue bastante conocido en Aragón y Navarra por albergar el Canal Imperial de Aragón la población más importante en número de especímenes vivos conocida en todo el mundo a finales del siglo XX y ocuparse de su investigación. Pronto se dio a conocer la figura científica de Rafa en todos los medios de comunicación de ámbito aragonés y colaboró activamente tanto con asociaciones sin ánimo de lucro como con instituciones oficiales en el estudio y la conservación de la margaritona, así como de otras especies de náyades. Fruto de ese gran interés, elaboró junto a otros científicos del MNCN-CSIC un documental audiovisual titulado “La Perla del Canal”, que obtuvo el Segundo Premio del Área Biomédica en la IX Bienal de Cine y Vídeo Científico Español (Zaragoza, 1999). Rafa pudo desarrollar una amplia labor de asesoramiento científico, campañas de prospección y publicaciones científicas sobre M. auricularia, tanto en los canales y acequias de riego, como en el propio cauce del río Ebro. Y esto fue posible, en buena medida, gracias a un convenio de colaboración entre el Gobierno de Aragón y el MNCN-CSIC suscrito entre 2001 y 2003. Asimismo, Rafa colaboró con la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), entidad propietaria del Canal Imperial de Aragón, para intentar compatibilizar la conservación de la importante población de M. auricularia existente en su cauce artificial naturalizado.

De esta época guardamos un grato recuerdo de su trabajo de campo, en los que realizó numerosas prospecciones de náyades en el Canal Imperial de Aragón y en el río Ebro en colaboración con los técnicos de las instituciones competentes en materia de conservación de la biodiversidad, de los espacios naturales y de la gestión hidráulica del Canal Imperial de Aragón. De esos años me gustaría destacar que Rafa se dedicó en cuerpo y mente a la compleja tarea de descubrir y poner en valor social a las náyades, formando en el trabajo de campo a numerosos Agentes para la Protección de la Naturaleza de Aragón del Gobierno de Aragón, técnicos de la entonces empresa pública Sociedad de Desarrollo Medioambiental de Aragón (SODEMASA), actualmente Sociedad Aragonesa de Gestión Agroambiental (SARGA), agentes de la entonces Guardería de Montes del Ayuntamiento de Zaragoza (actualmente personal de la Unidad de Conservación del Medio Natural del Ayuntamiento de Zaragoza) y personal de la Guardería Fluvial de la CHE, así como a otros profesionales, naturalistas, ecologistas y aficionados a la naturaleza en general que colaboramos con él.

Los que conocimos a Rafa en Aragón, cada uno desde su ocupación o competencia, pudimos aprender de su amplio conocimiento sobre las náyades: su complejo ciclo biológico, su destacada función ecológica en el medio fluvial, las técnicas subacuáticas de prospección en los cauces y las posibles causas de su declive. Esta segunda etapa coincidió con la aparición del mejillón cebra (Dreissena polymorpha) en la cuenca del Ebro en 2001, de cuya posible introducción ya nos advirtió Rafa muchos años antes de su rápida expansión, por lo que colaboró en la adopción de las primeras medidas de estudio y de gestión con el Gobierno de Aragón y la CHE, captando el interés de numerosos medios de comunicación aragoneses. En el año 2005, con motivo de las obras de la Expo Zaragoza 2008, realizó para el Ayuntamiento de Zaragoza una amplia prospección de M. auricularia y otras náyades en el tramo del río Ebro a su paso por esta ciudad, en la que además de contar con la participación de los agentes ya citados de distintas instituciones y de los técnicos de la entonces Agenda 21 Local del Ayuntamiento de Zaragoza, contó también con el apoyo especializado del Cuerpo de Bomberos del Ayuntamiento de Zaragoza para la realización de las tareas subacuáticas. Esta prospección, que fue realizada durante la primera quincena del mes de julio de 2005, no pasó desapercibida para la población zaragozana, por el despliegue de medios técnicos y recursos humanos, obteniendo unos resultados importantes sobre la presencia de náyades en este tramo fluvial, aunque no de ejemplares vivos de M. auricularia. Años más tarde, ya en 2009, Rafa realizó para la CHE desde el MNCN-CSIC en colaboración con la Asociación para la Conservación y Estudio de la Biodiversidad (ACEBI), un estudio sobre el estado de conservación de M. auricularia en las aguas del río Ebro, que evidenciaba el gran declive de esta especie en el eje del Ebro y la expansión de los bivalvos exóticos invasores (mejillón cebra y almeja asiática).

Rafael Araujo en 2019 © R. Álvarez

Sus conferencias públicas eran fascinantes y sus publicaciones científicas en revistas de impacto eran de gran calidad, pero a su vez expresaban una reciente preocupación en cuanto a una adecuada gestión de la conservación de las náyades en la cuenca del Ebro se refiere. Conviene recordar que a mediados de febrero de 2003 se produjo un episodio de mortandad masiva de ejemplares de M. auricularia en un tramo del Canal Imperial de Aragón, suceso que motivó la incoación de oficio de un expediente del Justicia de Aragón (Expte. DII-226/2003-2) al objeto de recabar información de las Administraciones competentes en la materia para conocer el asunto en su integridad y emitir, en su caso, el correspondiente informe. Este hecho puso en evidencia la necesidad de mejorar esta gestión y desde entonces Rafa enfatizó la necesidad de conservar el Canal Imperial de Aragón por su rico patrimonio cultural y natural. Ponía en valor que, todavía a finales del siglo XX, en esta emblemática infraestructura hidráulica civil de la Ilustración sobreviviera la población de margaritona más importante del mundo conocida entonces. Contribuyó a su defensa con propuestas novedosas e innovadoras en colaboración con otros expertos y asociaciones sin ánimo de lucro de defensa ambiental y patrimonial, como la Asociación Naturalista de Aragón (ANSAR), la Sociedad de Amigos del Museo de Ciencias Naturales de la Universidad de Zaragoza (SAMPUZ) y la Asociación Volunta-Ríos.

No sé si por incomprensión o por la complejidad de hacer viables alternativas posibles a la gestión oficial de las instituciones competentes, lo cierto es que estas propuestas, muy a su pesar, nunca llegaron a materializarse. Además, no se le dio continuidad al convenio de colaboración suscrito entre el Gobierno de Aragón y el MNCN-CSIC entre 2001 y 2003. En consecuencia, Rafa se centró más bien en proyectos de investigación y prospecciones de náyades en otras comunidades autónomas y en otros países. No obstante, Rafa mantuvo un interés constante por el estudio y la conservación de las náyades de Aragón. Realizó aportaciones al Plan de Recuperación de Margaritifera auricularia en Aragón (2005) y a la Estrategia para la conservación de la almeja de río (Margaritifera auricularia) en España (2007), incluso llegó a ser designado asesor de dicha Estrategia en representación del MNCN por Resolución de 27 de octubre de 2011, de la Dirección General de Medio Natural y Política Forestal del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino. Además, participó como coautor en el libro titulado “Las almejas de agua dulce en Aragón: Margaritifera auricularia y otros bivalvos” editado por el Consejo de Protección de la Naturaleza de Aragón (2006), fue el primer coautor de un excelente artículo de síntesis titulado “Las náyades de la península Ibérica” en colaboración con otros autores (2009), elaboró el documento de bases ecológicas preliminares para la conservación de M. auricularia en España editado por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (2012) y siguió colaborando en iniciativas o publicaciones para poner la divulgación de las náyades en Aragón, como por ejemplo la guía “El Canal Imperial de Aragón en Zaragoza” editada por el Ayuntamiento de Zaragoza (2012) y la guía de campo de “Moluscos Acuáticos de la Cuenca del Ebro” editada por la CHE (2012).

No sabría decir exactamente de qué forma ni en qué momento, quizás fuera poco a poco durante esta segunda etapa aragonesa, pero lo cierto es que Rafa entró en lo que podríamos considerar una tercera etapa marcada más bien por una gran desilusión sobre la recuperación y conservación de M. auricularia en los canales y en el río Ebro en Aragón. Esta circunstancia se evidenciaba públicamente con ocasión de su participación en determinados eventos, publicaciones o comunicaciones a la prensa. Por ejemplo, en unas jornadas técnicas realizadas en 2007 en el marco del Proyecto LIFE Conservación de Margaritifera auricularia en Aragón – LIFE04 NAT/ES/000033 (2004-2007) dirigido por el Gobierno de Aragón, en las que Rafa intervino con una ponencia titulada “M. auricularia diez años después. Presente y futuro de una especie en peligro de extinción” o en declaraciones para la prensa en 2008. Me refiero aquí a sentimientos y pensamientos que eran muy personales de Rafa y sobre los que, por respeto a otras personas y al propio Rafa, no debo entrar a juzgar. Solo diré que Rafa siempre fue una persona íntegra en su forma de pensar y de actuar, coherente con sus principios en cuanto a la conservación de la biodiversidad se refiere y también muy libre a la hora de expresar lo que consideraba más oportuno a partir de su conocimiento científico.

Sin embargo, Rafa nunca dejó de tener interés por la conservación de M. auricularia en Aragón, mantuvo contacto científico con los técnicos que se han estado ocupando hasta la actualidad de la gestión de las náyades en Aragón y seguía siendo muy conocido, apreciado y querido en esta tierra. De hecho, Rafa llevó a cabo la dirección científica del proyecto de la SEM titulado “Identificación de los potenciales agentes etiológicos responsables de las mortandades masivas de Margaritifera auricularia observadas en España”, que contó con el apoyo del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, a través de la Fundación Biodiversidad, en el que participaron científicos del CSIC (del MNCN y del Real Jardín Botánico) y de la Universidad de Wisconsin-Madison (EUA), contando con la estimable colaboración del personal técnico del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón y de la Comisaría de Aguas de la CHE, además de otras personas voluntarias.

Rafael Araujo en trabajos de campo en el Ebro, 2019 © R. Álvarez

Como sabemos, la importante población de M. auricularia que Rafa empezó a estudiar en Aragón desde 1996 prácticamente se ha perdido ya en 2021, como así han constatado los técnicos del Gobierno de Aragón en la revista Quercus nº 419. Justo cuando escribo este texto en recuerdo de Rafa, veo la publicación del Convenio con el Organismo Autónomo Confederación Hidrográfica del Ebro, la Comunidad Foral de Navarra y la Comunidad Autónoma de Aragón, para la protección de la especie declarada en situación crítica Margaritifera auricularia (BOE nº 277, de 19/11/2021). Quiero pensar que aún queda esperanza para la margaritona y que la ilusión de Rafa por la recuperación de esta especie amenazada pueda verse algún día cumplida.

Su reciente fallecimiento es una gran pérdida humana para su familia, colegas y amigos, pero también para la Ciencia, justo en un momento de la vida en la que se culmina la trayectoria profesional después de décadas de trabajo de investigación y divulgación. Por eso, en el Foro Malacológico de la SEM que se celebrará en Vitoria, el próximo viernes día 10 de diciembre, entre las 12:00 y las 13:00 horas, se realizará un acto de homenaje en recuerdo del Dr. Rafael Araujo Armero, que podrá ser seguido por videoconferencia en línea previa inscripción solicitando con antelación el acceso a través del correo electrónico de contacto del Comité Organizador del Foro: forosem2021@gmail.com.

Ramón M. Álvarez Halcón (malacólogo)

https://www.linkedin.com/in/ramahalcon

Categorías
Atentados ecológicos Biodiversidad Moluscos Ríos

CHE DESTRUYE UNA ISLA DEL EBRO

La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha arrasado la isla del Ebro ubicada frente a la desembocadura del río Gállego en Zaragoza.

Siguiendo sus expeditivos métodos, ha eliminado cualquier atisbo de vegetación.

Aspecto de la isla desde la margen derecha tras la intervención de CHE. Septiembre, 2021 © ANSAR. La isla ha quedado totalmente desnuda. La vegetación del fondo corresponde a la margen izquierda del Ebro

Las asociaciones ecologistas han presentado una queja ante CHE por las repercusiones ecológicas que tiene tan drástica intervención y por la reiterada falta de sensibilidad de este organismo con la flora y fauna, y piden explicaciones sobre la justificación de la obra.

Aspecto de la isla -en el centro- antes de la intervención, en ortofoto de Google Maps. Se aprecia el notable desarrollo de la vegetación por la sombra que proyecta. Arriba, el río Gállego vierte una pluma de aguas ennegrecidas debido a la contaminación que soporta.

Las entidades ecologistas argumentan que la obra tendrá repercusiones sobre la dinámica fluvial y sobre la fauna acuática, especialmente las náyades. Las afecciones sobre estos moluscos bivalvos de agua dulce se deben a:

  • Trasiego de maquinaria y personal por el cauce.
  • Dispersión de sólidos -arenas y limos- en el agua durante la intervención.
  • Modificación de la dinámica fluvial al eliminar un notable núcleo de vegetación de efectos indudables sobre la dirección y velocidad de la corriente.
  • Modificación de las condiciones ecológicas del enclave al retirar un notable núcleo de vegetación que generaba diversos microhábitas debido a la sombra proporcionada por la vegetación, con importantes efectos en la temperatura del aire y el agua; y al refugio proporcionado por la vegetación para numerosos organismos en la interfase agua-aire.

Además, dicha isla se halla dentro del ámbito del Plan de Recuperación de Pseudunio auricularius (antes Margaritifera auricularia) o margaritona, especie catalogada En Peligro Crítico de Extinción (ver: Margaritifera, again at risk. Barracuda, 2015)

La especie está amparada por:

En el Plan  de Recuperación se especifica como objetivos:

  • 6.1.6. Protección de la vegetación ribereña en el ámbito de aplicación del Plan.
  • 6.1.13. Asegurar la integración de los condicionantes ambientales derivados de la necesidad de conservación de M. auricularia en los proyectos de obras en los ríos y canales donde se encuentra la especie, […]

Para los ecologistas, la intervención atenta, por tanto, directamente contra los objetivos del Plan de Recuperación de Margaritifera y dudan que se haya prospectado el río por si hubiera ejemplares de esa especie u otras que, aunque no en peligro crítico, también están protegidas. En este caso está la náyade Unio mancus, catalogada como Vulnerable.

Hay que recordar las innumerables obras de acondicionamiento de cauces denominadas curages que desarrolla CHE y eliminan vegetación de los sotos ribereños, con gran impacto ambiental y que ha llevado a las organizaciones ecologistas a lanzar la campaña Sotos Vivos.

Categorías
Agua Moluscos Ríos

Theodoxus fluviatilis

teodoxus

Theodoxus fluviatilis o nerita de río (familia NERITIDAE) es un caracol acuático de aguas dulces, de hasta 10 mm de longitud, común en la cuenca del Ebro. Presenta una concha de pocas vueltas con opérculo calcáreo. El diseño de la concha es muy variable pero generalmente presenta un bandeado reticulado.

teodoxus

Acequia de Urdán. Montañana

Habita tramos medios y bajos de ríos, surgencias, lagos, canales y acequias. Es ovíparo y herbívoro, fijándose a sustratos duros. Los ejemplares de las imagen se hallaron en una pared de hormigón de la acequia de Urdán en Montañana (Zaragoza) -a pesar de la velocidad de la corriente- que lleva aguas del río Gállego.

Categorías
Atentados ecológicos Moluscos Ríos

LA EXTINCIÓN DE LAS NÁYADES: LA ACCIÓN HUMANA

náyades

Valvas de Unio mancus y Potomida litoralis junto al Canal Imperial

Si hace unos días comentábamos el retroceso de las poblaciones de náyades en ríos y canales de Aragón, bien por los cambios ecológicos debidos a las especies invasoras, bien a las intervenciones humanas en las cauces, ahora constatamos una vez más lo perjudicial de las acciones humanas en el canal Imperial de Aragón por falta de una adecuada gestión de las obras de mantenimiento. Decenas de conchas de náyades yacen esparcidas a lo largo del Canal Imperial con las paladas de fango que las máquinas retiraron sin control. Un canal que es propiedad de la Confederación Hidrográfica del Ebro.

náyades

Canal Imperial de Aragón. Zaragoza

Categorías
Biodiversidad Moluscos Política y Sociedad Ríos

LA EXTINCIÓN DE LAS NÁYADES

Canal Imperial

Canal Imperial de Aragón

El habitual corte del Canal Imperial de Aragón en noviembre, con el descenso del nivel de las aguas, permite comprobar la intensa mortalidad de náyades que se está produciendo en el mismo. Las conchas vacías delatan la muerte de estos animales. Las valvas todavía unidas indican, además, que la muerte se ha producido recientemente.

Desde hace un par de años, y según diversas fuentes, se viene detectando una intensa mortalidad de náyades en los canales, donde eran abundantísimas. Algunos expertos achacan esta mortalidad a la reciente invasión de la almeja asiática, que alcanza densidades de miles de individuos por metro cuadrado y que competirían directamente con las náyades autóctonas. También podría ocurrir que la almeja asiática fuera portadora de algún agente patógeno que debilitase a las náyades. Pero no existen datos científicos concluyentes en ambos casos.

En los cauces fluviales parece ser que la mortalidad de náyades no es tan elevada como en los canales porque la almeja asiática no llega a ser demasiado abundante ya que la dinámica fluvial, con las crecidas intermitentes impide la colonización. En cualquier caso el panorama es desolador porque los ríos están sometidos a fuertes intervenciones humanas y la CHE mantiene su programa de retirada de gravas.

Por otra parte, tampoco las autoridades ambientales parecen tomar demasiado en serio el problema de la mortalidad de las náyades autóctonas. De hecho no se conoce ningún programa de intervención general al respecto -los moluscos no son especies mediáticas- y sólo en el caso de Margaritifera auricularia existe una línea de acción gubernamental por ser una especie catalogada en peligro de extinción.

Es muy probable que nos enfrentemos a la extinción de las náyades en un breve plazo de tiempo. Al menos, en los canales, desaparecerán.

Canal Imperial

Canal Imperial de Aragón

Categorías
Atentados ecológicos Moluscos Ríos

MARGARITIFERA, AGAIN AT RISK

Margaritifera auricularia

Margaritifera auricularia

Spengler’s freshwater mussel or giant European freshwater pearl mussel (Margaritifera auricularia) is a species of aquatic bivalve mollusk in the family Margaritiferidae, classified as Critically Endangered (CR) on the IUCN Red List. The world’s largest known population is located in the Imperial Channel of Aragon (Spain).
However, lining works in a section of the cannel where the last specimens concentrate put the species at risk.
On previous occasions, water cuts off and different works implied high mortality rate of this freshwater mussel, due to dehydration, frostbite or crushing.
Friends of the Earth Spain has asked to Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) and the regional government of Aragon to know the technical team and protocols that will be carried out for the removal and move of Margaritifera auricularia’s specimens as well as its return.

Categorías
Biodiversidad Moluscos Ríos

MARGARITIFERA, EN PELIGRO DE NUEVO

Margaritifera auricularia

Margaritifera auricularia es una náyade o molusco bivalvo de agua dulce catalogada en peligro de extinción. La mayor población conocida del mundo se encuentra en el Canal Imperial de Aragón (España).

Las inminentes obras de revestimiento en un tramo del Canal Imperial en la zona conocida como murallas de Grisén, donde se concentran los últimos ejemplares de la especie, ponen en peligro la supervivencia de los mismos, lo que ha sido denunciado por Amigos de la Tierra de Aragón.

En ocasiones anteriores, los cortes de agua y las obras han conllevado elevadas mortalidades de náyades por deshidratación, congelación o aplastamiento.

Amigos de la Tierra ha pedido a Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) y Gobierno de Aragón conocer qué equipos técnicos y qué protocolos se van a seguir en la retirada y traslado de ejemplares de Margaritifera auricularia y su posterior devolución al cauce.

Categorías
Biodiversidad Moluscos Ríos

¡HALLADO EL PRIMER JUVENIL DE MARGARITIFERA EN ZARAGOZA!

El naturalista zaragozano y miembro de Volunta-Ríos Aragón Ismael Sanz comunicó el pasado 10 de julio el hallazgo de un ejemplar juvenil vivo de la náyade Margaritifera auricularia en un tramo del Ebro en la provincia de Zaragoza. Este ejemplar constituye el más pequeño encontrado vivo hasta la fecha en todo el Ebro 9,3 cm de largo y de unos 10 años de vida, constituye el primer ejemplar juvenil de esta especie que se encuentra en el cauce del río en su tramo aragonés. Es una cita histórica en el Ebro y para nuestra comunidad que esta náyade siga criando en el cauce del río. Se da la circunstancia que solo se habían encontrado ejemplares de este tamaño en los grandes canales y nunca en el Ebro medio.

Hace unos años se creía que las margaritonas -que así se las llama de forma común- ya no criaban en el Ebro pero el año pasado en un tramo navarro, este mismo naturalista encontró junto a un equipo de personas de la empresa Paleoymás otro ejemplar juvenil de unos 20 años de vida y 11 cm de largo. Estos trabajos fueron encargados por la CHE dentro de las prospecciones para localizar e identificar el estado de las poblaciones de las cuatro almejas autóctonas que hay en el Ebro, que son la Margaritifera auricularia, Anodonta anatina, Unio mancus, Potomida littoralis, con especial interés en conocer el estado de las poblaciones de Margaritifera auricularia en el Ebro, dado que está en peligro crítico de extinción.

Los ejemplares de Margaritifera auricularia pueden vivir más de 80 años, miden hasta 18 cm los adultos y encontrar ejemplares juveniles es fundamental para que no se extingan. El Ebro ha demostrado con estos últimos hallazgos que sigue siendo viable para la especie. Con este descubrimiento se confirma la presencia viva de la especie en varias zonas del Ebro en el tramo de la provincia de Zaragoza. Aragón tiene la principal población mundial de Margaritifera, algo más de 5000 ejemplares, marcados la mayoría en los grandes canales, en el Ebro solamente se conocen unas pocas decenas. Francia tiene dos ríos donde quedan Margaritifera y en estos momentos desarrollan un Proyecto Life para intentar criarla en cautividad.

En Aragón hace 18 años que se intenta criar en cautividad y en el último año se ha abierto la esperanza para la especie como ha publicado el Gobierno de Aragón recientemente, pues han sobrevivido por primera vez ejemplares criados que ya tienen un año de vida y 3 mm de tamaño. Aun con todo esto, hay una alta mortandad de individuos adultos en el Canal Imperial y el de Tauste que pone en peligro crítico de extinción a esta gran almeja.

Este ejemplar juvenil de Margaritifera auricularia se encontró de forma casual en una zona donde Volunta-Ríos hace seguimientos de la vida del castor europeo con cámaras de foto-trampeo, el ejemplar estaba en una zona con muy poca agua debido al fuerte estiaje del río estos días (31 m³/s el día 10 de julio según SAIH). Inmediatamente el naturalista dio aviso al APN de la zona por teléfono, y se comunicó el peligro que corría el ejemplar juvenil junto con decenas de otras nayades por el poco caudal existente, posteriormente dos APN se personaron, recogieron los datos científicos y se colocó la Margaritifera en la misma zona pero en un punto con mucha más agua junto con el resto de náyades. Se rescataron en el mismo lugar más de 60 náyades de las otras tres especies dejándolas en una zona más profunda. Seguramente el equipo de la DGA procederá a marcar la Margaritifera con un número dentro de unos días.

Esta gran náyade tiene distintas amenazas, la almeja asiática (Curvicula fluminea) y el mejillón cebra (Dreissena polymorpha) están afectando negativamente a las cuatro especies de náyades, las concentraciones enormes sobretodo de almeja asiática en algunas partes del cauce, son una amenaza y compiten directamente por el espacio, oxígeno y nutrientes con las náyades autóctonas, estas invasoras ocupan los mejores lechos idóneos para las nuestras náyades, también la antropización del río, contaminación y la pérdida de la dinámica natural afectan negativamente a todas ellas.

Volunta-Ríos Aragón propone que se gestionen las pocas zonas del río donde quedan almejas autóctonas, poniendo a salvo las que se pueda cuando hay bajos caudales, abriendo brazos de río para que el agua entre, creando zonas que podrían ser santuarios de náyades, devolviendo dinámica natural al río abriendo trenzados y madres, en muchos de estos lugares la intervención es mínima y con bajo coste, si no se realiza esta gestión en el río en pocos años puede que estén todas nuestras náyades en peligro de extinción y no solo la Margaritifera. Hace unas semanas Volunta-Ríos dio aviso por escrito a la DGA para que se miraran las zonas donde quedan ejemplares vivos por el peligro que corren cuando hay bajos caudales como estos días.

En los trabajos realizados para la CHE en el 2012-2013 en el tramo del Ebro en Aragón, se encontraron varias poblaciones importantes de náyades sobre todo en la Ribera Alta y también Margaritifera auricularia viva adulta, cita esta muy importante pues se localizó en una zona donde no se tenia constancia de ejemplares vivos, así como un buen número de valvas y algunos ejemplares muertos en tiempos recientes dentro del tramo entre Novillas y Escatrón, que consta de 200 km de longitud. Todos los ejemplares muertos y restos de Margaritifera auricularia se etiquetaron y entregaron al Gobierno de Aragón para su análisis. Encontrar ejemplares vivos de la especie dentro del río es un dato importantísimo pues hacia décadas que no se localizaban ejemplares vivos fuera de la zona que se conoce donde todavía quedan algunos de este, sin duda, gran bivalvo del Ebro que esperamos siga estando en nuestro río por mucho más tiempo.

Volunta-Ríos Aragón
Voluntarrios@gmail.com

Categorías
Agua Atentados ecológicos Moluscos Política y Sociedad

UN NEGACIONISTA EN LA PECERA

Mientras el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y las comunidades autónomas destinan millones de euros en combatir la plaga del caracol manzana y promover campañas informativas para evitar la propagación de este gasterópodo, cualquier mindundi puede echar por tierra todo el esfuerzo.

noticia

Tal sucede con los vídeos de Acuarios HD donde no sólo se anima a criar caracoles manzana en los acuarios, sino que se desprecia la legislación vigente y se sugiere que no pasaría nada si son liberados al medio, como sucede en Todo sobre el caracol manzana.

noticia

Hay que recordar que la plaga del caracol manzana, que ocasiona cuantiosos daños agrícolas en el delta del Ebro se originó por su uso en acuariofilia. Numerosas especies de algas, caracoles y peces exóticos que se comportan como invasores causando ingentes perjuicios económicos y desestabilizando los ecosistemas, han tenido su origen en liberaciones más o menos intencionadas a partir de acuarios.