Categorías
Biodiversidad Etnografía Flora Paisajes Ríos

CHOPOS CABECEROS DE TERUEL

copos cabeceros

Chopos cabeceros en la orilla del Alfambra. Galve (Teruel). Marzo, 2006

El martes 22 de mayo a las 19.30 se presenta en la Biblioteca Pública de Aragón (C/ Doctor Cerrada, Zaragoza) el libro El chopo cabecero en el sur de Aragón. La identidad de un paisaje que edita el Centro de Estudios del Jiloca.
Los chopos cabeceros son el resultado de una práctica agroforestal tradicional en el sur de Aragón por la que se explotaban los chopos (Populus nigra) para obtener sus largas ramas o vigas. El estudio y defensa de estos árboles -que en otro tiempo fueron plantados en las orillas de ríos y acequias y hoy sufren el abandono- es impulsado por el incansable Chabier de Jaime.
El aprovechamiento o escamonda consistía en cortar periódicamente, cada varios años, todas las ramas de la parte aérea del árbol, dejando tan sólo el fuste. Esas ramas eran utilizadas fundamentalmente como vigas para la construcción y para leña, dándose esta práctica sobre todo en zonas que carecían de bosques importantes para su aprovechamiento.
La escamonda mantenía al árbol en crecimiento continuo, por lo cual su tronco se hacía cada vez más ancho, e impedía la temprana decrepitud del mismo. De esa forma los chopos adquirían unas dimensiones considerables, dignas de árboles monumentales, superando por mucho la media de edad y tamaño estimado para la especie. La tala reiterada de las vigas hacía que el extremo superior del tronco adquiriese un progresivo engrosamiento a modo de cabeza, de ahí el término cabecero.
La práctica de la escamonda como aprovechamiento forestal prácticamente ha desaparecido en los últimos veinte o treinta años, lo que provoca que los chopos, abandonados, sean víctimas de la podredumbre de sus troncos, el desgajamiento de sus grandes ramas por efecto del viento, las plagas y las enfermedades… de forma que están desapareciendo.
Los chopos cabeceros, además de formar parte del paisaje y del patrimonio cultural de muchos pueblos, configuran un hábitat de alta diversidad, pues los árboles maduros ofrecen una gran cantidad de oquedades donde se refugian aves y mamíferos. De ahí que la conservación de estos árboles mantendría la biodiversidad.
La presentación del libro es un buen momento para conocer estos árboles viejos y el paisaje rural de una buena parte de Aragón.
Fuentes Calientes, chopos

Manantial de Fuentes Calientes (Teruel). Marzo, 2006

Estudios sobre el Chopo cabecero
El chopo cabecero [IES Valle del Jiloca, Calamocha (Teruel)]
Los chopos cabeceros [Centro Estudios del Jiloca]

2 respuestas a «CHOPOS CABECEROS DE TERUEL»

Curiosa palabra «escamonda», no la había oído antes, yo conocía esa técnica ancestral por trasmoche o desmochado. En otras zonas de España como Castilla también se solía hacer, yo he visto bastantes chopos cabeceros en la provincia de Soria. Otro árbol al que también se le desmochaba era el fresno, su ramaje solía ser usado para alimento del ganado.

escamondar (Del lat. ex y caput mundāre, podar lo somero).
1. tr. Limpiar los árboles quitándoles las ramas inútiles y las hojas secas.
2. tr. Limpiar algo quitándole lo superfluo y dañoso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *