Categorías
Atentados ecológicos Estepas Pol. Empresarium PTR López Soriano

ESTEPA ZARAGOZANA: NEGRO FUTURO

PTR

PTR y parque eólico Acampo Arias. Zaragoza. Agosto, 2008

Una nueva oleada de proyectos industriales amenaza la estepa zaragozana gracias a la codicia de empresarios y terratenientes y por culpa de nuestras autoridades que muestran una absoluta desidia e ignorancia y un total desprecio por los hábitats esteparios.

Cientos, miles de hectáreas de suelo son destruidas paulatinamente, sin que haya ni un palmo de tierra protegido a pesar de su gran valor ecológico.

Vertederos, polígonos industriales y parques eólicos van destruyendo el territorio en una espiral sin fin.

Acampo Arráez

Acampo Arráez, hacia el Norte. Zaragoza. Agosto, 2008

Categorías
Expo2008 Humor

DESDE LOS CABLES: BARQUITOS

viñeta

Categorías
Atentados ecológicos Eólica Estepas Pol. Empresarium PTR López Soriano

ACAMPO ARRÁEZ, AMENAZADO POR LOS EÓLICOS

Acampo Arráez

Acampo Arráez, hacia el Norte. Agosto, 2008

La destrucción de las estepas del sur de Zaragoza capital es galopante. Ahora el INAGA ha sacado a información pública un proyecto de parque eólico en Acampo Arráez, al sur de la ciudad. Hasta el día 22 hay de plazo para alegar ¡si conviene o no hacer estudio de impacto ambiental!

Qué cara más dura tienen. Pero si hacer el estudio de impacto ambiental (EIA) debería ser requisito indispensable. ¿No dicen que la eólica es una energía tan limpia y respetuosa?… pues que empiecen haciendo el EIA antes de que les pregunten. Que demuestren cuán limpia es.

INAGA dice que la empresa Molinos del Ebro SA quiere poner un parque eólico. Dados los antecedentes de la empresa Molinos del Ebro es para echarse a temblar.

El parque eólico iría en este sitio que se ve en la foto superior: un monte con matorral gipsícola catalogado como prioritario por la Directiva Hábitats, con plantas exclusivas de las zonas de yesos, únicas en Europa. Pero, además, con especies de aves amenazadísimas como el rocín, la ortega y la ganga, el alcaraván… y otras no menos importantes como la terrera marismeña, la cogujada montesina y las currucas rabilarga y tomillera.

Pero es que además es uno de los pocos sitios que han quedado a salvo de la destrucción urbanística. Y ya podemos imaginarnos lo que pasaría si ponen un parque eólico: pistas, desmontes, explanadas y erosión; zanjas, hormigón, molinos de 140m, torres metálicas, tendidos eléctricos, pájaros estrellados contra los cables, pájaros triturados por los molinos, un paisaje arruinado…

mapa

Foto de satélite de la zona

La foto reciente de satélite ayuda a entender la situación. La ciudad de Zaragoza se halla al Norte de la imagen. El polígono industrial PTR López Soriano ha destruido 850ha -el antiguo Acampo de Funes- pero aún pretende avanzar hacia el Sur, como indica la flecha, a pesar de que está prácticamente vacío. Al Este, el polígono Empresarium de la empresa Terinza 26 destruyó 350ha y ahora pretende urbanizar hacia el sur otras 412ha del Acampo Pérez Baerla, para lo que cuenta con autorización del Ayuntamiento de Zaragoza gracias a un informe de la profesora Frutos. Más al Sureste se halla el vertedero de basuras que gestiona FCC.

Acampo Arráez queda al Oeste del PTR.

Actualización: INAGA someterá a EIA el parque eólico, según resolución del BOA de 3 de noviembre de 2008

Categorías
Política y Sociedad

AL LÍMITE

Tomescu

Constantina Tomescu en la maratón. Foto de Reuters

Veo estos días algunas pruebas deportivas de los JJOO de Pekín y quedo maravillado de la capacidad humana y de la respuesta del cuerpo humano llevado al límite del esfuerzo. Dejo aquí esta imagen de la rumana Tomescu que, con 38 años, ganó la prueba de maratón femenino -casi dos horas y media corriendo-, y que representa bien lo que he dicho.

Cuelgo una imagen de la Agencia Reuters, la cual espero me perdone el delito, dado que la ocasión excepcional lo merece.

Categorías
[HUERTO BARRACUDA] Artrópodos

Argiope bruennichi

Argiope bruennichi

Hembra. Vista dorsal

Esta bicha se ha afincado en el ribazo junto a la tajadera de mi huerto. Ha debido instalarse muy recientemente porque la he descubierto esta mañana y ayer creo que no estaba.

Se trata de una hembra de Argiope bruennichi, una araña propia de herbazales. El macho es muchísimo más diminuto. Tanto esta especie A. bruennichi como su pariente A. lobata se suelen ver a finales de verano.

Argiope bruennichi

Cefalotórax y palpos

Las imágenes corresponden todas al mismo ejemplar, que acababa de capturar un insecto y lo estaba enredando para retenerlo. Se puede comprobar cómo el colorido y diseño del dorso es bien diferente al del vientre.

Argiope bruennichi

Hembra. Vista ventral

Llevaba mucho tiempo queriendo fotografiar a esta especie, que es común pero, por diversas causas, se me había resistido.

Categorías
Humor

DESDE LOS CABLES

viñeta

Categorías
Aves

Ardea purpurea

Ardea purpurea

Joven garza imperial. Monzalbarba (Zaragoza). Hoy

Hace un rato, mientras plantaba unos lechuguinos en el huerto, ha aterrizado una elegante garza imperial (Ardea purpurea) en el campo de enfrente al mío. Estaba encharcado porque andaban regando el alfalce y allí ha ido a parar la garza, a ver si conseguía capturar algún cangrejo o alguna culebra.

Ardea purpurea

Garza imperial en un alfalce. Zaragoza. Hoy

Se trataba de un joven, como se puede observar por el plumaje apagado y poco contrastado del ave. Los adultos presentan una línea longitudinal oscura a lo largo del cuello, desde la cabeza hasta el pecho. Y también presentan unas llamativas coberteras alares más claras, de las que carecen los jóvenes.

Categorías
Astronomía Música

ECLIPSE DE LUNA, AHORA

Luna

Eclipse de Luna desde Zaragoza: 16 de agosto de 2008; 20.15TU

Esta noche se está produciendo un eclipse parcial de Luna. Lo que ocurre es que algunas nubes impiden ver su desarrollo. Yo he podido fotografiarlo durante un claro, sobre la diez y cuarto de la noche, hora oficial.

The Dark Side of The Moon (Pink Floyd)

Categorías
Expo2008 Política y Sociedad

VISITANTES EXPO (III)

gráfica

Evolución visitas a la Expo. Elaboración propia

Continuamos aportando aquí la información existente sobre la evolución de las visitas (que no visitantes) que acceden a la Expo según los datos recogidos en los medios de comunicación. Se observa claramente una tendencia creciente en el número de entradas.

No obstante, el propio director Roque Gistau ya reconoció que no se iba a alcanzar el número de seis millones y medio de visitas previsto -y que prefería la calidad a la cantidad-. A pesar del entusiasmo del Director de Operaciones Jerónimo Blasco, el cual días antes auguraba superar esa cifra gracias a unos aforos previstos de más de cien mil entradas diarias, llegando a decir que habrá días en que será necesario cerrar el recinto.

El gráfico representa la evolución de las entradas hasta el quince de agosto. La línea roja de puntos indica la media de unas setenta mil visitas diarias que sería necesario alcanzar para llegar a los seis millones y medio, media que sólo se ha superado en seis o siete ocasiones. A quince de agosto, cuando falta menos de un tercio del periodo de exposición, la media diaria real es de cincuenta mil personas, es decir que se lleva un desfase de dos meses a veinte mil entradas diarias de déficit, que supone un déficit acumulado de más de un millón doscientas mil entradas.

Categorías
Bosques Paisajes

COEXISTIR CON LOS INCENDIOS FORESTALES

El reciente incendio de los Montes de Zuera, en Zaragoza, ha vuelto a poner sobre el tapete todos los tópicos sobre los incendios forestales, muchos de ellos alentados por el sensacionalismo de los mass media, los cuales medios no han dedicado ni un minuto a analizar el problema o preguntar a algún ecólogo. A todo ello se suma la parafernalia desplegada por DGA y Gobierno para justificar el negocio montado en torno a las infraestructuras destinadas a la extinción, guiados por la todopoderosa Ingeniería Forestal, cuyo mentalidad dominante prevalece en los ámbitos de la gestión ambiental de la Administración. Para contraponer, traigo aquí un interesante artículo publicado recientemente en la revista Ecosistemas, que edita la Asociación Española de Ecología Terrestre. Los incendios forestales en el ámbito mediterráneo son normales. No son desastres naturales, como apuntan los autores del artículo. Su frecuencia y magnitud, quizás sí deban ser estudiadas y controladas.

Bases ecológicas para convivir con los incendios forestales en la Región Mediterránea: decálogo

En nuestra sociedad existe cierta tendencia a pensar que los incendios forestales son un desastre que hay que evitar a toda costa, ya que destruyen nuestros ecosistemas. Esta idea ha sido adoptada también por muchos gestores de montes y áreas protegidas. Sin embargo, los grandes presupuestos destinados a la extinción no parece que hayan conseguido detener los incendios, incluso en países con mayores recursos económicos que el nuestro, lo que hace dudar de la eficacia de estos programas y del paradigma sobre el que se asientan. Por otro lado, numerosas evidencias sugieren que los incendios forestales han existido desde muy antiguo y no tienen porqué suponer un desastre ecológico, si se mira a la escala apropiada. Esta nueva visión requiere un cambio de paradigma y la adaptación de éste a la gestión y restauración de nuestros ecosistemas. Con este objetivo, proponemos aquí 10 puntos que esperamos estimulen la discusión, y contribuyan a definir mejor las prioridades en la gestión de nuestros ecosistemas.

En la Cuenca Mediterránea, los incendios forestales son procesos naturales que sin una intervención antrópica se originarían por rayos (p.e., durante las tormentas secas de verano), y que se ven favorecidos por la estacionalidad del clima mediterráneo. Los incendios han ido ocurriendo repetidamente durante milenios y han forjado la biodiversidad de la Cuenca (Pausas y Verdú, 2005, 2008; Verdú y Pausas, 2007). A escala global, la Cuenca Mediterránea es una zona de elevada biodiversidad (biodiversity hotspot), junto con otros ecosistemas propensos a incendios (California, Suráfrica, el SO de Australia) (Myers, 2000).

Los incendios no son siempre desastres ecológicos, ni tampoco los grandes incendios. La percepción de los incendios como desastre ecológico corresponde a una visión estática y limitada de la naturaleza. Pero también es cierto que en las condiciones de cambio global y gestión poco adecuada, en combinación con otras perturbaciones, actuales o pasadas, se pueden generar regímenes de incendios que sean perjudiciales para la biodiversidad (Pausas et al., en prensa).

Los incendios han ocurrido en el pasado, y seguirán ocurriendo en el futuro. El cambio climático puede alterar las características de los incendios (Pausas, 2004). No es razonable, ni tampoco posible, eliminar los incendios de los ecosistemas mediterráneos. La eliminación parcial (temporal) de los incendios puede generar incendios más destructivos. Debemos aprender a coexistir de manera sostenible con los incendios forestales, y no aspirar a eliminarlos. Debido al milenario uso de los paisajes mediterráneos, muchos de ellos tienen una resiliencia (capacidad de responder a perturbaciones) reducida. La gestión del monte debe enfocarse a aumentar la resiliencia.

Debido a los recientes cambios de uso y gestión del paisaje, los regímenes naturales de incendios han sido alterados, produciendo incendios más destructivos. Algunas zonas tradicionalmente sujetas a incendios frecuentes y poco severos, están actualmente sujetas a incendios poco frecuentes pero intensos (p.e., algunos comunidades de coníferas; Fulé et al., 2008). Otras zonas pueden soportar perfectamente incendios poco frecuentes e intensos (garrigas, maquias). Finalmente, algunas zonas forestales circum-mediterráneas que apenas sufrían incendios en el pasado, en las últimas décadas han sido afectadas por grandes incendios. Es necesario restaurar y ajustar los regimenes de incendios para que se enmarquen en los rangos ecológicamente aceptables. Algunos de estos rangos son desconocidos y requieren de estudio antes de poder realizar la gestión más apropiada.

Existen métodos y herramientas de gestión del paisaje para reducir el impacto de los incendios, es decir, para reducir la erosión del suelo y facilitar la regeneración y recolonización de las especies. Estos métodos se aplican tanto antes del fuego (gestión de la vegetación, del combustible y del paisaje) como después del fuego (técnicas de restauración tales como la protección del suelo, las siembras, las plantaciones, etc.) y deben ser adaptados a la zona concreta de acción y no de forma masiva a toda el área afectada por el incendio (Vallejo et al., 2006).

La restauración es un proceso lento, no se deben esperar resultados a corto plazo. Cualquier gestión de restauración requiere de una evaluación científica y seguimiento a medio y largo plazo (manejo adaptativo y aprendizaje continuado). Cualquier proyecto de reforestación en áreas propensas a incendios, y especialmente en la interfaz urbano-forestal, debe incluir en su concepción los principios de prevención de incendios.

Existen restricciones y códigos para la planificación urbana y la construcción de viviendas en zonas con riesgo sísmico, con riesgo volcánico o en zonas con inundaciones frecuentes. Es necesario elaborar restricciones y códigos de urbanización y construcción en zonas propensas a incendios.

La gestión de los paisajes mediterráneos debe tener como objetivo la coexistencia sostenible con los incendios, tanto desde el punto de vista de la seguridad humana como de los procesos ecológicos y la biodiversidad.

La gestión de los incendios basada sólo en propiedades físicas (cantidad y propiedades del combustible, modelos de propagación, etc.) está condenada al fracaso. Es necesario considerar además, los procesos ecológicos y sociales (Pyne, 2007). La gestión de los incendios (prevención, extinción, restauración) debe evaluarse en términos de costes, beneficios y perjuicios a largo plazo.

J.G. Pausas, R. Vallejo/Revista Ecosistemas, mayo 2008