Categorías
Agricultura Agua Política y Sociedad

ACEQUIA DE LA ALMOZARA

paisaje

Obras en acequia de La Almozara. Monzalbarba. Febrero, 2014

Los fértiles suelos aluviales del valle medio del Ebro y de los tramos finales del Gállego y Huerva que rodean Zaragoza han propiciado desde tiempos remotos el desarrollo del regadío. La huerta zaragozana posee una notable antigüedad. Ya el bronce de Botorrita o tabula contrebiensis, datada en el 87 a. C., recoge un pleito entre los habitantes de Salduie (actual Zaragoza) y Alaun (actual Alagón) por una canalización de aguas que querían realizar los primeros y que se correspondería con la acequia de La Almozara, que trae aguas del Jalón a Zaragoza. La derivación del Jalón permitía llevar el agua a una cota relativamente alta para garantizar el riego por gravedad en una superficie más amplia que si se tomara del propio Ebro.